Diferentemente de las centrales hidroeléctricas, la Pequeña Central Hidráulica (PCH) tiene potencia (capacidad instalada) de 1,1 MW a 30 MW, y el área del reservatorio de agua se limita a hasta 3 km2. Esas centrales son instaladas en ríos de pequeño y medio portes, resultando en impacto ambiental más ligero. Por ello, las PCHs son reconocidas como fuentes de energía aún más limpias do que las grandes centrales hidroeléctricas.

La PCH Rondinha está localizada en la ciudad de Passos Maia, en el oeste de Santa Catarina, en las márgenes del río Chapecó. Está operando comercialmente desde 2014 y tiene 9,6 MW de potencia instalada. Su capacidad de generación llega a 18,5 mil unidades consumidoras y a una población de cerca de 70 mil residentes.